22 Ene

Beneficios de los Higos

El higo es un fruto que simboliza la prosperidad, nativo de Egipto o Asia para posteriormente ser distribuidos por los países mediterráneos, estos frutos pertenecen a la familia de la morena.

Las higueras, de las cuales provienen los higos poseen muchas variedades, estos por lo general son pequeños, entre 10 a 30 pies de altura y pueden florecer tanto en climas cálidos como secos, estos se polinizan a través de avispas, pero algunas pueden producir frutos sin necesidad de polinización.

Los higos son dulces y jugosos una vez que maduran, su piel varia en el color rojo, amarillo, púrpura o con rayas verdes, todas con sabor diferente. También tenemos la opción de los higos secos para poder disfrutar de ellos cuando no es temporada e incluso puede ser transformados en licor.

En el mismo sentido, se debe estar muy atentos, ya que son algo perecederos y si no los consumirás al momento, lo mejor es refrigerarlos unos días, las semillas que estas poseen aportan más sabor y mientras más maduros estén, más nutrientes aportan.

Entre los beneficios de los higos, se puede resaltar que son altos en fibra, también es una excelente fuente de minerales como el magnesio, manganeso, calcio cobre y potasio, además de las vitaminas K y B6.

En el caso de ser secos, estos permiten que los higos se conserven mucho más tiempo y esto genera que su valor nutricional aumente. Si nos vamos a comparaciones, media taza de higos frescos equivale a más calcio que media taza de leche, pero con sólo un higo seco se puede obtener el mismo calcio que un huevo.

Siendo frescos o secos, los beneficios de los higos abundan, poseen antioxidantes que luchan contra las enfermedades. Las cantidades de fibra dietética que este fruto aporta nos ayuda a mantener nuestro sistema regulado y nos brinda un efecto positivo en cuanto al peso.

Al realizarse un estudio, se descubrió que las frutas que producen más fibra son: las manzanas, arándanos, higos, peras y ciruelas. Esto generó una reducción de un 34% en cuanto al riesgo de cáncer de mama entre mujeres que consumían más fibra frutal, comparada con quienes comían menos.

Los higos en especial son usados para la medicina tradicional como cataplasmas en tumores, verrugas y heridas. Tanto la fruta como las hojas han sido pulverizadas para hacer gárgaras cuando se tiene mucho dolor en la garganta.

Los extractos de los extractos de higos frescos o secos, estos contienen ingredientes que protegen al corazón, regulan al riñón y ayudan con las funciones del hígado, también bajan la presión sanguínea, disminuyen las incidencias de degeneración macular e impiden el desarrollo de algunos cánceres, específicamente cáncer de seno post menopáusico.

Las hojas de las higueras pueden ser tan importantes como la fruta para algunas culturas, estás añaden un estilo mediterráneo a la cocina, mientras que en el aspecto de la salud ofrece beneficios únicos como la habilidad de regular los niveles de azúcar en la sangre, pues se ha mostrado que tienen propiedades que reducen la cantidad de insulina necesitada por los diabéticos.

Lo ideal como para cualquier alimento, es que se consuma con moderación, pues estos contienen fructuosa, algo que causa daño en cantidades excesivas.

22 Ene

¿Los Higos Estriñen?

Los higos son el fruto que proviene de la higuera, incluso para sorpresa de unos cuantos, estos se consideran como un conjunto de flores, dependiendo siempre de la variedad, pues los higos pueden tener piel verde, morada o negra, mientras que su pulpa va desde el color blanco hasta el rosado, como recomendación, lo ideal es que se consuma cuando se encuentren maduros.

Este fruto se caracteriza por su sabor dulce y jugoso, muchos esperan la temporada de cosecha para consumirles con gusto, pues además de comerse frescos también se usan de diferentes maneras en la cocina, pero existe un pensamiento que siempre ha resaltado y es sobre el estreñimiento, ¿acaso los higos estriñen?

Para aclarar estas dudas, resaltaremos esta fruta es reconocida por sus beneficios en contra del estreñimiento, posee un sabor característico y es rico en nutrientes, vitaminas y minerales, resaltando por su alto nivel de fibra dietética, pues con ello contribuye para mantener en equilibrio al organismo y elimina los residuos de su interior.

En ese sentido, para decirlo de un modo más exacto, los higos no estriñen, al contrario, son beneficiosos y ayudan mucho para mejorar el tránsito intestinal, ya que funciona como laxante natural, se recomienda que para los efectos laxantes se consuma por las mañanas.

Remedio casero con higo contra el estreñimiento

Uno de los más usados como remedios caseros en contra del estreñimiento es el de los higos con leche, el cual contiene lo siguiente:

-30 gr de higos secos

-1 vaso de leche (250 ml)

-1 cucharada de miel (para endulzar)

Preparación:

Lo primero que se debe hacer, es lavar bien los higos, luego se coloca la leche en un recipiente que se pondrá al fuego, agrega los higos y déjalos hervir por 2 o 3 minutos. Después de ese tiempo debes apagar el fuego, recomendamos endulzar con una cucharada de miel, por último, mezcle todo con una cuchara de madera.

Este remedio es bastante conocido, ya que se puede obtener de manera fácil y es sencillo de preparar, con ello podrás mejorar el tránsito intestinal y combatirás el estreñimiento. También puedes consumir higos secos caliente y tras ello, beber la leche, si lo hacer por la noche, mejor.

22 Ene

¿Los higos engordan?

Aunque los higos no tienen una excelente apariencia, esta fruta aporta grandes beneficios para la salud, pero la idea que más permanece dentro de la cabeza es que esta fruta no es la ideal para bajar de peso, sin embargo, gracias a su valor calórico brinda saciedad e importantes nutrientes a nuestro organismo.

Aunque los higos no son muy consumidos por quienes desean perder peso, su valor energético contiene 65 calorías por cada 100 gramos, así que, no es tanto como muchos creen, si les consumes del modo adecuado, la calidad de sus nutrientes puede satisfacer las necesidades.

Lo ideal es que los higos se incorporen a la dieta de niños, mujeres embarazadas y deportistas, además que su delicioso sabor y sus propiedades nutritivas le hacen sumamente recomendable, si comienza a consumirse de modo habitual gozarán de un alto valor energético.

Por su dulce sabor enamora a más de una persona, incluso si su imagen no es tan apetitosa, pues a muchos no les gusta ni su interior al abrirles ni esa textura, pero es un fruto bastante versátil al que se le puede utilizar de diversas maneras en la cocina.

Lo ideal es consumirlos frescos, pero si su apariencia no les agrada bien pueden consumirles en trozos con yogurt o de acompañantes de ensaladas, de ese modo se mezclará con otros ingredientes, incluso puede usarse en pizzas y puede lograr que guste más.

Ahora bien, existe una pregunta que muchas personas se hacen cuando van a consumir este fruto y es que, ¿los higos engordan?, hemos dicho anteriormente que no es muy consumido por quienes desean perder peso, sin embargo, gracias a sus propiedades es muy apto para el consumo y no engorda exageradamente.

El higo tiene un aporte calórico medio, ya que por cada 100 gramos de fruta son 80 calorías.

No debes dejarte llevar sólo por las calorías, los higos son ricos en calcio y potasio, además de un poco en hierro y magnesio, mientras que por parte del fósforo y sodio tienen nivel bajo, esto permite que sea ideal para quienes tienen hipertensión arterial o enfermedades cardiovasculares.

Con sus minerales ayuda a mejorar el funcionamiento del intestino, puede regular el sistema nervioso y muscular, ayuda también en la formación de huesos y dientes, además, tiene un efecto suave laxante natural.

Los higos poseen vitamina A y vitaminas del grupo B y C, al igual que contiene ácido fólico y antioxidantes que previenen el envejecimiento celular. También posee efecto neutralizador en cuanto a los radicales libres, esto evita el envejecimiento celular prematura, además, previniene las enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

Con su alto contenido en fibra mejora el tránsito intestinal y ayuda a controlar el colesterol en sangre. Este fruto es fácil de digerir, sobre todo si se comen maduros, mientras más maduros, más nutrientes tienen, ayudan a suavizar la mucosa gastrointestinal.

En cuanto al tema de engordar, los higos no contienen más calorías que cualquier otra fruta, sin embargo, debe comerse con moderación por el azúcar que contiene, además otras frutas contienen muchas más calorías y estas se incluyen en la dieta.

Se considera que al igual que las uvas, estas se restringen por su aporte en azúcares, pero se debe observar que su índice glucémico no es tan alto, por lo que es bastante positivo consumirlos habitualmente, sólo se deben equilibrar los alimentos del modo adecuado.

22 Ene

Higos en Almíbar

Sabemos que uno de los postres más deliciosos es el de los higos en almíbar y es que realmente a muchas personas les encanta degustar de este sabroso manjar. Por lo tanto, explicaremos cómo se prepara este platillo.

Con los higos en almíbar podemos conservar de un modo mucho más delicioso esta fruta y también lograremos comerle en cualquier momento que deseemos, este postre es muy saludable, gracias a los altos niveles del higo, aportan mucha agua, vitaminas y minerales para nuestro organismo, por lo que es ideal para los

El tiempo de preparación es de 2 horas.

Ingredientes:

1 kg de higos

1 litro de agua

700 gr de azúcar

1/2 cáscara de limón

Preparación:

-Selecciona muy bien los frutos antes de comenzar a realizar la receta. Lo recomendable es que higos estén maduros, pero que estén firmes y enteros, pues por el contrario no podrían servir para esta preparación.

-Luego de escoger los mejores higos, quita los rabitos y lávales muy bien, colóquelos bajo el chorro de agua del grifo, debe dejarlos escurrir un poco para después echarlos en una olla profunda, la olla debe ser llenada de agua hasta cubrir todos los higos, el fuego debe ser medio-alto.

-Tras unos minutos, los higos estarán desprendiendo una especie de savia blanca y formará una capa espumosa de agua, cuando eso ocurra debe retirar la olla del fuego, quite esa capa blanca de espuma, escurra los higos y resérvelos.

-Coloque en la cocina otra gran olla con el mismo nivel de fuego, debe agregar un litro de agua, el azúcar y la cáscara de medio limón. Tome un tenedor y pinche de 4 a 5 veces cada higo, luego échelos en la olla con los demás ingredientes. El tiempo en que debe dejarlos allí es de alrededor de 2 hora, así los higos quedarán bien impregnados del dulce y el adquiera estará bien consistente.

-Luego de las 2 horas y cuando estén tiernos los higos, retire la olla del fuego y sirva la mezcla en frascos de vidrio, lo ideal es que estén esterilizados antes de hacerlo, así se conservará por más tiempo el postre.

Con todos estos pasos sólo debe servirse una ración y disfrutar de sus higos en almíbar caseros.

18 Ene

Mermelada de Higos

Ingredientes:

– 1 Kg. de higos maduros

– Jugo de un limón

– 400 gr. de azúcar, puede ser la mitad de azúcar morena y la otra mitad de azúcar blanca.

Mermelada de higos pasos:

-Antes de cocinar, debes tener en cuenta que al ser una fruta muy dulce no es recomendable usar un alto porcentaje de azúcar como en el caso de otras frutas, con el jugo de limón se puede potenciar el sabor y conservar mejor la mermelada.

-Se recomienda pensar en dónde y cómo conservarán la mermelada antes de hacerla, con un kilo pueden salir hasta 4 envases de cristal medianos y deben estar perfectamente esterilizados.

-Para esterilizar los envases pueden lavarles bien o introducirlos en una olla con agua hirviendo por 15 minutos máximo, luego deben retirarles y secarlos.

Preparación:

-Limpiar con cuidados los higos usando papel de cocina, quitar los rabitos superiores y pelarles, si unos están muy maduros dejarlos tal cual.

-Cortar los higos en cuartos y echarlos a una cazuela en donde añadiremos los demás ingredientes, se debe mezclar a fuego medio-alto hasta que hierva, luego bajar el fuego y cocinar por 30 minutos.

-El tiempo dependerá de la madurez de los higos.

-La fruta se irá deshaciendo y empezará a tener la textura que buscamos, más o menos espesa, se debe remover varias veces hasta romper los pedazos más grandes.

-El punto final de la mermelada depende de su gusto propio, puede ser con trozos de fruta o sin ellos.

-Recuerde que aun cuando la mermelada no se muestre tan espesa, en cuanto se ponga a refrigerar lo hará bastante y tendrá la textura común de las mermeladas que solemos ver.

Un truco para saber si está listo es cogiendo una cuchara con un poco de mermelada, luego le ponen en un plato frío y si espesa, está listo.

Mermelada de Higos Secos:

En el caso de que no uses higos maduros, también puedes utilizar los higos secos para hacer mermelada.

Ingredientes:

-500 gr. higos secos

-200 gr. azúcar moreno

-Jugo de medio limón

-1/4 cucharada canela

Preparación:

-Por lo general, esta receta requiere de 3 horas para prepararlo todo.

-Quitar los rabitos a los higos y dejarlos remojar en agua tibia por dos horas para que se hidraten.

-Al pasar el tiempo, quitar el agua y secarlos lo mejor posible.

-Al estar secos, debes triturarlos con un molino o procesador de alimentos, si quieres la mermelada con trozos no les dejes tanto tiempo en la trituración, añade los demás ingredientes.

-Lleva todo a una olla de acero inoxidable a fuego medio por 30 minutos y remuévelo de vez en cuando para que no se pegue.

-Cuando esté tibio, debes colocarlos en envases de cristal, estos deben estar esterilizados y espesará cuando enfríen.

Mermelada de Higos Sin Azúcar:

Si no quieres realizar una mermelada tan dulce, también puedes hacerlo al eliminar el dulce extra, por lo tanto, puedes disfrutar de higos en conserva sin azúcar.

Ingredientes:

-500 gr. de higos

-Jugo de medio limón

Preparación:

-Lavar, pelar y cortar los higos en trozos.

-Poner los higos junto con el jumo de limón en una olla a fuego medio y deja que se cueza durante 30 minutos,

-Espera a que los higos estén blandos y tengan una textura parecida a la mermelada.

-Retira la mezcla del fuego y déjale enfriar déjala enfriar, luego guárdalo en tarros de cristal.